domingo, 21 de febrero de 2021

Tarta de queso con tres ingredientes

 ¿Que quieres una tarta y no te quieres complicar? Nada más sencillo que esta de queso con solo tres ingredientes: huevos, queso crema y leche condensada. La de veces que la habré hecho y todavía no la había publicado en el blog. Pues, hala, aquí la tenéis.


Ingredientes:

  • 4 huevos
  • 250 gramos de queso de untar
  • Un bote pequeño de leche condensada (370 gramos)
  • Azúcar glas para decorar (opcional)

Preparación:

Preparar esta tarta es sencillísimo. Lo más importante es cubrir bien el molde con papel de aluminio para que no le entre agua. Pero primero, a hacerla.

Separáis las claras de las yemas. En un bol ponéis las yemas y las mezcláis con unas varillas con el queso a temperatura ambiente y la lecha condensada. En otro bol, batís las claras a punto de nieve.

Vais añadiendo las claras montadas, poco a poco, con movimientos envolventes con una espátula a la mezcla de yemas hasta que todo esté integrado.

Capítulo molde: Yo he utilizado  un molde de 20 centímetros de ancho por 7 centímetros de alto. Si no tenéis de estas medidas, y el vuestro es más grande, la tarta estará igual de rica pero no subirá tanto.

Cubrís el fondo del molde con papel vegetal y lo engrasáis, o bien con mantequilla o con spray antiadherente. Y lo cubrís con papel de aluminio.

En una fuente donde quepa este molde, ponéis agua caliente y lo metéis.

Con el horno precalentado a 180 grados, ponéis el molde en medio y lo cocéis 35 minutos. Cuando pase este tiempo, apagáis el horno y dejáis la tarta dentro con la puerta entreabierta otros 30 minutos. 

La sacáis, dejáis que se enfríe del todo y la metéis en el frigorífico. 

Observaciones:

Podéis cubrirla de azúcar glas, de mermelada, de dulce de leche... Pero sin nada está espectacular.


No hay comentarios:

Publicar un comentario